EVENTOS PICNIQUETTE

Una boda campestre en una masia catalana

October 25, 2015

Os aviso: este vas a ser un post rico en cuentos personales y sentimientos ilustrados por imágenes veraniegas que he seleccionado para finalmente contar todo sobre la boda campestre que organizamos el mes pasado en la Comarca de la Selva en Cataluña para una joven pareja de enamorados. Un camino largo un año que esta vez no he emprendido sola, es más, me he rodeado del equipo mejor del mundo de diseño floral, interiorismo y cocina campestre! Yo, que soy mujer multitasking y me gusta meter la mano en todo desde la cocina a la decoración, esta vez he podido experimentar lo eficaz y maravilloso a nivel humano que es crear la justa sinergia para trabajar en equipo,  junto con White Market Barcelona, (un proyecto entre interiorismo y cocina creado en Barcelona con quien comparto mucho y tenía una gana loca de colaborar) que ha realizado el menu y con que hemos desarrollado a cuatro, ocho…mil manos todo el proyecto utilizando algunos de sus maravillosas piezas de mobiliario y menaje y Flowrs, mi taller de diseño floral querido, que ha realizado los ramos y toda la decoración floral que ha llegado desde Madrid con una fuego repleta de flores de su propria cultivación en la Sierra. Casi km cero, vamos!

Y el cuento empieza desde lejos: como ya he contado hasta la saciedad este verano que acaba de terminar para mí ha coincidido con un gran cambio de vida, una mudanza de Madrid a la isla de Mallorca, en un pueblo de la Sierra de Tramontana, concretamente Deià (por si os pasáis por aquí algún día, me tendréis muy cerca, es una de las visitas imprescindibles a la isla, dicen todas las guías sobre la Mallorca:) Seguimos viajando a nuestra casa en Madrid cuando tengamos trabajos y cuando nos apetece tomar un poco de aire de tanto campo ;) pero de momento las energías están canalizadas a conectar y enraizar con este nuevo lugar. Como recitan estos posters de automotivación calígraficos que circulan por la red, pues sí, “life begins at the end of your comfort zone”, y se puede decir que este verano me he sacado bastante de mi zona de tranquilidad.  Me he ido a vivir con mi mallorquín favorito a un pueblo entre montes donde no conocemos básicamente a nadie. Pero lo que más temía, más que la falta de vida social, era en el fondo, os confieso, tener que retomar la constumbre a un coche, a conducir, yo que a duras penas me saqué el carnet y luego lo aparqué en un cajón. A duras penas lo reencontré entre cartas y viejos correos. Y sabes qué? Me equivoqué. Me gusta conducir por montes, y tanto qué si, sobre todo si al otro lado de la carretera puedo ver a el, el mar. He aceptado a lo largo del verano retos como hacer fotos para marcas de moda, accesorios y agencias de publicidad de nombres, salir de mi huequito tranquilo y cómodo de fotos de bocadillos, picnics y prados. Y sí, me equivoqué, me gustó mucho probar a mi misma una vez mas que puedo hacer cosas completamente diferentes, en tiempos cerrados, con el ritmo clásico de una agencia, o sea contra el reloj. Nada de slow summer. Y guinda en el pastel, para venir al titular de esta entrada, yo, que no amo mucho las bodas, que ni me he planeado nunca vivir el cuento de una para mí y mi querido, he aceptado de llevar un proyecto largo un año, una boda campestre por todo lo alto, para una pareja de personas que fueron lo suficientemente locos como para reponer en mí y mi equipo toda su confianza para que crearamos su día más inolvidable. Y otra vez, me equivoqué. SI! Nunca pensé que podría disfrutarlo tanto, a pesar de la tensión con que lo viví! El momento en que ví el y ella ir lentamente hacia el altar que Flowrs le había adornado con un ramo centenario de encina y unas plantas aéreas y delicadas florecitas, bailando delicadamente una vieja canción de America en plan indie, puedo confesar que sí, lloré como una magdalena. No sé si fue el estrés, el cansancio, el texto precioso de la canción o el vertigo de por fin ver cumplido mi trabajo, total nadie me vió, todos miraban a ellos, estupendos. Y ojalá siga equivocándome ..tanto! 

picniquette_boda_empordà-7picniquette_boda_empordà-29

I&J, nuestro novios, han elegido la bucólica finca de Can Piferrer, bien escondida entre los bosques de Cassà de la Selva, para celebrar su día a mediados de Septiembre. La finca tiene carácter, presencia, un jardín panorámico con vistas al entorno rural y una piscina para los días de calor. Como todas boda campestre que se respete habíamos previsto una maravillosa dance-hall bajo la luz de las estrella con guirnaldas y sesión infinita de música pero el clima setembrino nos traicionó, hubo una tormenta (qué sin duda también tuvo su gracia) y tuvimos que recorrer a un plan b, más intimo y recogido cerca de la fachada de la casa para la última parte del día. A muy pesar de la lluvia el día fue precioso, intenso a no más poder y lo que nos ha hecho feliz es el continuo intercambio de comentarios en las semanas siguientes con nuestros novios para comentar lo genial que fue y lo rico y bonito que estaba todo. Me pude robar literalmente un par de momentos para tranquilamente hacer fotos pero espero que os guste este cuento de imágenes como a mi.

 Descubre nuestra boda campestre

picniquette_boda

La mayoría de las piezas de mobiliario que podéis ver en las fotos son de la colección de White Market Barcelona, que comprende sombrillas, muebles de jardín, textiles, vajillas, menaje con un encanto único, todo lo necesario para montar una fiesta campestre..por todo lo alto.

Para mi ha sido un placer desarrollar con ellas este proyecto y descubrir el mundo de opciones de decoración que salían de su cajón de sastre. Para conocer su mundo podéis ojerear el perfil de Instagram o Facebook (porque su página web está en construcción) o escribir a su correo para que os cuenten!

Juntas hemos diseñado 3 ambientes diferentes en exterior donde desarrollar la fiesta alrededor de la casa: el rincón intimo de la ceremonia bajo los arboles, el banquete campestre y una zona de relax  para jugar con ellos a lo largo de todo el día. La ceremonia se ha celebrado de día a la hora de comer y los invitados han ido llegando a lo largo de la mañana. Un pequeño welcome corner a la sombra de una vela ha dado la bienvenida a los invitados con sencillos tentempié: aceitunas, almendras tostadas, pickles caseros y aguas frías aromatizadas para refrescarse después del viaje y reunirse con familiares y amigos. 

La ceremonia

boda_picniquettepicniquette_boda_empordà-22picniquette_boda_empordà-85 picniquette_boda_empordà-84picniquette_boda_empordà-83picniquette_boda13

El ramo de la novia: la combinación acertadísima de rosa piano y hortensia antique y pequeños toques de colores en la misma “palette” con flores campestres, brunia y eucalipto que iluminaba la sencillez vintage del vestido, de Otaduy, como no.  Flowrs creó también otros dos pequeños para las hermanas de los novios jugando con la misma tonalidad en azul y rosa. Para le decoración del las sillas queríamos algo muy sencillo, un punto de color distribuido casualmente por los asientos  y jugamos con unos ramitos de rosas secadas en color pastel y unas ramitas de olivo.

picniquette_boda_empordà-14picniquette_boda_empordà-19 picniquette_boda_empordà-57picniquette_boda_empordà-23picniquette_boda_empordà-44picniquette_boda_empordà-81picniquette_boda_empordà-18

Pequeña anedocta: en lugar de tirar el clásico arroz para felicitar los novios he preparado una mezcla de flores de lavanda, calendula y malva para rellenar unos conos hechos con páginas de un libro usado para distribuirlos a los invitados al final de la ceremonia para que los lanzaran al aire. Me compré un libro at random en un mercadillo de la isla, lo elegí con la única intención de ser libre de destrozar sus páginas, por eso elegí una con unas páginas señadas por el paso del tiempo y una portada con un diseño lo suficientemente anónimo como para no darme demasiada pena hacerlo pedazos. Eso sí, me encapriché con el titulo, Nubosidad Variable, esperando trajera buena suerte, porque ya era septiembre y el meteo empezaba a prever la posibilidad de lluvia el día de la boda. Como viajé en barco desde Mallorca a Barcelona, porque iba cargada de trastos con el coche para la boda, durante las lentas ochos horas del viaje de ida, por pura curiosidad y pasar el rato, empecé a hojerear el libro que todavía tenía integro en el bolso y me enganchó tanto que estuve obligándome a leer las primeras ochenta páginas a toda leche, porque sí o sí sabía que iba a necesitar exactamente ese número para hacer mis conos! En fin, que el libro lo terminé tranquilamente después de la boda, y nos salvó de la lluvia, eso no, pero sí me hizo descubrir la maravillosa voz de Carmen Martín Gaite. Otro regalo de esta boda.

El banquete campestre

Después de la ceremonia mis queridas chicas de White Market Barcelona prepararon un aperitivo con vermut para abrir la boca. Tablas de panes rústicos, surtido de quesos y embutidos del Empordà,  crudités con dips variados, un trío de ensaladas diferentes, mantequillas de sabores caseras con mermeladas, uvas, higos y frutos secos y jamón ibérico servido en baldosas catalanas, junto con el cocktail aromatizado a la naranja.

picniquette_boda_empordà-62picniquette_boda_empordà-60 picniquette_boda_empordà-67picniquette_boda_empordà-43picniquette_boda_empordà-55picniquette_boda_empordà-65picniquette_boda_empordà-53 picniquette_boda_empordà-50picniquette_boda_empordà-66 picniquette_boda_empordà-32picniquette_boda-4

Desde el primero momento decidimos crear un banquete con buffet para que la comida fuera lo más informal posible y para que hubiese movimiento alrededor del buffet y las mesas y no hubiese servicio como tal a la mesa. Los platos también los dejamos al lado del buffet para que cada uno eligiera su favorito entre la maravillosa selección de platos vintage y blancos que White Market sacó de su almacén de tesoros. Decidimos disponer todas las mesas para formar una larga U y taparlas solo con una larga tira de lino al centro. Cada tableset resultaba diferente: telas de trapo de cocinas para las servilletas, juego de copas de diferentes alturas y estilo  y un mix de platos blancos, sencillos y platos vintage de porcelana francesa, inglesa y rústicos. Para dar continuidad visual Flowrs preparó unos tarros de vidrio con mix de florecillas y follaje de campo de temporada que luego a última hora los invitados se llevaron a casa de recuerdo.

picniquette_boda_empordà-31 picniquette_boda_empordà-9picniquette_boda_empordà-33picniquette_boda_empordà-34picniquette_boda_empordà-35 picniquette_boda_empordà-37picniquette_boda_empordà-48picniquette_boda_empordà-36picniquette_boda_empordà-49picniquette_boda_empordà-29

Toda las propuestas que hemos elegido respetaban esta idea de un picnic en la mesa entre final de verano y otoñocon producto de temporada y próximo (y algún guiño a Mallorca e Italia, confieso, patrias gastrónomicas del alma) favoreciendo entrantes y segundos fáciles de comer hasta con las manos. Ha habido una degustación de cremas frias, crema de tomate y parmesano, crema de melón, menta y cebolleta y crema de calabaza, zanahoria y manzana después de una rica selección de diferentes cocas y tartas saladas con varios toppings: más delicadas como la con calabacín ricotta y albahaca o la tartaleta de hojas de patata y romero, o de sabor más intenso com la con queso de cabra y butifarra ecológica de pagès.

picniquette_boda_empordà-75

picniquette_boda-5-2picniquette_boda-7 picniquette_boda-4-2picniquette_boda_empordà-100

Para el segundo plato los novios propusimos encender una barbacoa y preparar una burgers ecológicos  de ternera o pollo campero y redondo de ternera para que cada invitado se pudiera montar su proprio bocadillo al momento eligiendo entre diferentes tipos, dips y rellenos, salsa de setas silvestres, salvia y tuétano, queso o cebolla. Cada bocadillo se podía acompañado con cebollitas y patatas panaderas al horno.

picniquette_boda-5picniquette_boda_empordà-91picniquette_boda_empordà-90 picniquette_boda_empordà-92 picniquette_boda_empordà-93picniquette_boda_empordà-101picniquette_boda-9picniquette_boda_empordà-98picniquette_boda_empordà-69picniquette_boda_empordà-114

Los novios optaron por no tener un momento “tarta” con el clásico corte, simplemente querían una mesa de tartas caseras, con fruta de temporada (que volaron literalmente) y una mesa de cafés, infusiones y tés a la carta. 

picniquette_boda_empordà-112 picniquette_boda_empordà-106

picniquette_boda_empordà-110picniquette_boda_empordà-51picniquette_boda_empordà-115picniquette_boda_empordà-105

 Entre arboles y acuarelas hemos creado un rincón de descanso bajo la sombra

Colgué algún marco para que los invitados pudieran jugar a hacerse retratos en plan  “marqués en la campiña” y alrededor de los troncos atamos una exposición de postales pintadas en acuarelas de la Mallorca todas por el padre de la novia. Para el descanso distribuimos unas pocas mesas, bancos y pallets con alfombras étnicas y cojines en diferentes telas y acabados.

picniquette_boda_empordà-39picniquette_boda_empordà-26picniquette_boda_empordà-41picniquette_boda_empordà-38picniquette_boda-2-2picniquette_boda_empordà-27picniquette_boda_empordà-97 picniquette_boda_empordà-87picniquette_boda_empordà-47

picniquette_boda_empordà-79

picniquette_boda_empordà-117

Todas las pics © Iaia Cocoi para Picniquette

La boda que hemos creado quisiéramos fuera sencilla, rústica, fresca pero sobre todo rica de buena comida de la tierra y flores campestres.  Os parece que lo hemos conseguido? 


Agradecimientos:

 I&J

White Market Barcelona /

Flowrs

Finca Can Piferrer 

Antonia Arrom @Dandelia

Miguel Ángel Bestard

<3

6 Comments

  • lunedi14@gmail.com'
    Reply Chiara octubre 29, 2015 at 12:13 pm

    No vabbeh… bellissimo! vien voglia di sposarsi :D

    • Reply IAIA octubre 29, 2015 at 2:39 pm

      eh beh..facce ‘na pensatina:) Yo me apunto darling como sea..

  • musumeci.valentina@gmail.com'
    Reply Valentina octubre 27, 2015 at 1:42 pm

    Se mi sposo me lo organizzi un matrimonio cosí???? Che meraviglia, adoro questo tipo di matrimoni, semplici ma autentici!!!

    • Reply Anónimo octubre 27, 2015 at 5:22 pm

      Ma certo….vale! Un abbraccio carina! Ci dobbiamo aggiornare e berci una cosetta:)

  • soniaemmaraul@gmail.com'
    Reply sonia octubre 27, 2015 at 7:52 am

    Que preciosidad!

    • Reply Iaia octubre 27, 2015 at 5:22 pm

      Gracias guapa!!!!

    Leave a Reply

    You Might Also Like